31 de 07 de 2013

Fumadoras tienen menos posibilidades a la hora de ser madres

Sabemos que el consumo de tabaco provoca problemas severos en pulmones, corazón y vasos; sin embargo, también existen efectos sustancialmente dañinos en la fertilidad que no son considerados.  Disminución de los óvulos, adelanto de la menopausia y embarazos fallidos, son solo algunos de los problemas que conlleva el tabaquismo.

Según el doctor Raúl Chacón, ginecólogo de Vidaintegra “aparte del riesgo pulmonar y de la tendencia a contraer enfermedades cardiovasculares, las mujeres que fuman tienen mayor probabilidad de adelantar la menopausia, y eso es por un daño directo, tanto en la función ovárica como en los daños que se pueden producir en la función vascular”.

El consumo de tabaco acelera la pérdida de ovocitos y el deterioro de la función reproductiva, lo que provoca un adelantamiento (de varios años) de la menopausia. Esto sin mencionar que existe también un mayor riesgo en un nuevo embarazo, porque queda un daño permanente.

“Se sabe que además de  acelerar la menopausia, disminuye la recepción folicular, hay menos folículos disponibles y esto se produce por una alteración vascular y por activación o sobre activación de la apoptosis (mecanismo de la muerte celular programada). Cuando esto ocurre se comienzan a eliminar más células de las correspondientes y es por eso que desaparecen los folículos antes de tiempo”, asegura el especialista.

No solo las mujeres son afectadas

El tabaquismo se asocia a varias fallas del sistema reproductor y en distintos niveles: hay riesgo de embarazos ectópicos, abortos espontáneos, desprendimiento placentario y síndrome hipertensivo, entre otros; sin embargo, los hombres también ven afectada su fertilidad por el consumo de cigarrillos.

Disfunción eréctil, daño microvascular que  produce una disminución de recuentos espermáticos y una disminución de la morfología normal de los espermios, son fallas que provoca en el sistema reproductivo masculino, el consumo de tabaco.

“Afortunadamente para los hombres, las alteraciones a este nivel son reversibles, pues ellos producen a lo largo de toda su vida espermios, en cambio las mujeres nacen con la cantidad de folículos exactos que tendrán en toda su vida y ahí se van gastando hasta que llegue la menopausia” confirma el ginecólogo.

Recomendaciones

El doctor Chacón recomienda que si la mujer está embarazada, deje de fumar inmediatamente, por el riesgo que tienen tanto en la madre como en el feto. Y si la paciente aún está tratando de embarazarse, lo ideal es dejar el tabaco dos o tres meses antes de la concepción.

Para lograr un embarazo saludable, lo recomendable es: mantener una vida sana, alimentación adecuada, actividad física constante, y obviamente suspender todos los consumos nocivos posibles, como el tabaco y el alcohol en exceso; es decir todo lo necesario que  favorezca una buena fertilidad y un buen estado reproductivo.

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último